Fue inagurada la Plaza República de Serbia

26
 
Plaza República de Serbia Juegos
Plaza República de Serbia Juegos
El Ministerio de Ambiente y Espacio Público porteño, junto a legisladores de la ciudad y funcionarios de la República de Serbia, presentó ayer la puesta en valor del espacio verde ubicado en Figueroa Alcorta y Dorrego en el barrio de Palermo, que a partir de 2016 pasó a llamarse Plaza República de Serbia.

 

En el evento estuvieron presentes Eduardo Macchiavelli, ministro de la cartera; Carmen Polledo, vicepresidenta Primera de la Legislatura porteña; Ivica Dačić, ministro de Relaciones Exteriores de Serbia; Jela Bacović, embajadora de Serbia ante Argentina.

“Trabajamos para mejorar nuestros espacios verdes y que los vecinos puedan disfrutar cada vez más de la Ciudad. Argentina es el segundo país, luego de Estados Unidos, donde residen familias serbias y montenegrinas en el mundo. Con esta iniciativa buscamos seguir generando lazos entre ambas comunidades”, expresó Macchiavelli.

El nombre de la plaza surgió a partir de un proyecto de ley –aprobado en julio de 2016- presentado por Carmen Polledo y Cecilia de la Torre. En ese sentido, este año se decidió realizar una puesta en valor del lugar, con el objetivo de destacar la belleza de su entorno.

La obra consistió en la colocación de panes de césped y de piso de goma en zona de postas aeróbicas, agregado de vegetación, reparación de la fuente Neptuno y nueva señalética. Además el parque cuenta con un mural artístico que representa el paisaje y la cultura de Serbia, que estuvo a cargo de la embajada y fue realizado por el artista ARTEZ.

Plaza República de Serbia Juegos
Plaza República de Serbia Juegos

Fundamentos del proyecto de ley que dio el nombre Plaza República de Serbia

La República de Serbia es un país soberano, constituido en Estado social y democrático de derecho y cuya forma de gobierno es la república parlamentaria. Serbia se convirtió en un Estado independiente en 2006, tras la disolución de la unión de Serbia con Montenegro. Entre ambas naciones, a pesar de las diversas denominaciones que tuvo Serbia a lo largo de la historia, existe una relación de larga data.

La Argentina es el segundo país luego de Estados Unidos en cantidad de familias serbias y montenegrinas en el mundo. Los primeros inmigrantes de esta colectividad comenzaron a llegar a Argentina y a los países de América del Sur ya en los comienzos del siglo XIX.

Aunque en la actualidad Serbia y Montenegro son países distintos, es difícil contabilizar el flujo inmigratorio proveniente de cada uno de ellos. Los montenegrinos comienzan a llegar a Argentina en mayor número en los años ochenta del siglo XIX y en ese tiempo se establecen principalmente en Buenos Aires y sus zonas portuarias. Por aquel entonces se fundan también las primeras asociaciones, generalmente junto con inmigrantes de Dalmacia (Croacia) y Eslovenia. De la inmigración sudeslava en toda América del Sur, se estima que un 10% corresponde a inmigrantes montenegrinos.

La inmigración serbia es un poco más antigua. Los primeros inmigrantes se registran a partir del año 1870.La gran mayoría de inmigrantes de ese origen, provenían de las regiones pertenecientes al imperio Austrohungaro, razón por lo cual ingresan como “austrohúngaros” aquellos serbios que provenían de Bosnia, Lika, Dalmacia, Herzegovina, y la Krajina, como búlgaros aquellos pocos que inmigraron de la actual Macedonia, y como Venecianos, los oriundos de la región denominada Venecia Julia que comprendía Istria, Trieste, Carniola, Goritzia y Zadar.

Con posterioridad, todos ellos se identificaron como “yugoeslavos” por lo que hoy en día, debido a los últimos acontecimientos históricos de los Balcanes y la creación de las nuevas fronteras, suele tomarse como nacionalidad el territorio y no la pertenencia cultural.

La inmigración de serbios y montenegrinos en masa comienza a finales del siglo XIX y se extiende a los primeros años del siglo XX, principalmente desde Génova. Por ejemplo, en 1904 entran legalmente 800 montenegrinos e ilegalmente hasta dos veces esa cifra. Esta corriente migratoria, quizás la más grande, en la que se establecen en Argentina alrededor de 10.000 inmigrantes de esta procedencia, termina a finales de la Primera Guerra Mundial. En el curso de ésta fase de inmigración, se conciben las colonias más grandes en Argentina: Dock Sud, Tandil y General Madariaga, a las cuáles se integraron también los serbios y montenegrinos.

Luego de 1918 comienzan a llegar a Argentina grupos de inmigrantes políticos sudeslavos, en su mayoría opositores a la unión y el mismo Krsto Popović reside algunos años en Dock Sud y lucha desde estas colonias con el objetivo de reforzar su movimiento.

La tercera corriente migratoria continúa hasta el comienzo de la Segunda Guerra Mundial, aunque en el curso de la guerra hay raros casos de inmigraciones individuales a América del Sur, principalmente desde terceros países.

Con el fin de la Segunda Guerra Mundial, llega a Argentina un significativo grupo perteneciente al movimiento derrotado en la guerra y otros opositores ideológicos del sistema de la entonces Yugoslavia. Se calcula que con ésta nueva oleada se establecieron alrededor de 400 nuevos inmigrantes serbios y montenegrinos en Argentina.

En la ciudad de Buenos Aires se radicaron principalmente en La Boca, Barracas, La Paternal, Devoto, extendiéndose en el conurbano hacia Avellaneda Lanús, Gerli, Villa dominico, Berisso y Ensenada. Los primeros inmigrantes se asentaron buscando el trabajo que abundaba en la zona, por su desarrollo portuario, industrial y comercial. Participaron de su construcción, y brindaron su mano de obra especializada en las sucesivas industrias que se fueron desarrollando en el lugar.

Asimismo, la Ciudad de Buenos Aires alberga al Centro Cultural Nikola Tesla que recuerda los aportes de este genial inventor y científico serbio amigo de Thomas Edison. A la vez, funciona como un espacio de difusión cultural de la colectividad serbia en nuestra Ciudad.

En marzo de 2010 se constituyó El Foro Económico para el Intercambio Argentina – Serbia en la Ciudad de Buenos Aires con el objetivo de difundir y generar información de interés comercial dirigida a las empresas, patrocinar las acciones de política comercial externa con la participación de los agentes privados asociados al comercio exterior, promover el intercambio comercial, favorecer la inversión extranjera directa difundiendo las oportunidades en los distintos sectores en ambas economías, promover el crecimiento y la competitividad generando propuestas de acción en la región de los Balcanes y el Este europeo, desarrollar encuentros con la participación de empresas y profesionales de ambos países para la concreción de los negocios internacionales, y fomentar el turismo como generador de empleo y de exportación de servicios.“.